jueves, 19 de mayo de 2011

MONTADITO DE JAMÓN, SARDINA RANCIA, PIMIENTO Y QUESO





Pero el gran acompañante del vermut, es el sifón, el de toda la vida, el de la palanca y su ruidoso y familiar ruido...PSHFFFFF...con esta tapa tienes la ocasión de tomarte un vermut casero con sifón...
INGREDIENTES:
jamón
pimiento verde
sardina rancia o arenque
queso rallado
pimentón dulce
PROCEDIMIENTO:
El vermut es hoy una bebida conocida en todo el mundo, ya sea como aperitivo o formando parte de algún cóctel, sus orígenes se remontan al principio de las civilizaciones, egipcios, griegos... lo tomaban como brebaje medicinal, los llamados vinos fortificados, ya Hipócrates fue el que creó el vinum absinthitum, por supuesto para remedios médicos.
Manzanilla en el vermut seco, genciana en el rojo, vainilla en el dulce y, en todos, ruibarbo chino, raíz de lirio, quinina, piel de cedro y por lo menos 150 hierbas más, según dicen contribuyen a ese sabor tan peculiar.
Pero el gran acompañante del vermut, es el sifón, el de toda la vida, el de la palanca y su ruidoso y familiar ruido...PSHFFFFF...con esta tapa tienes la ocasión de tomarte un vermut casero con sifón... 
Para esta tapa es fundamental que todos los ingredientes estén cortados en una fina brunoise, sobre todo el jamón y los lomos de sardina, para cortar el jamón si no eres experto con el cuchillo, lo harás a las mil maravillas con una tijera de cocina.
La sardina rancia o arenque debe estar en una proporción muy pequeña, debe darle un tono o recuerdo de sabor pero no predominar.
El pimiento verde hay que pocharlo en la sartén.
Una vez tengas todos los ingredientes, mezclar bien, el queso a utilizar, el que tu prefieras, a poder ser rallado al momento.
Cortar las rebanadas de pan a bisel, un poco de aceite por encima, tostar al horno, colocas la mezcla de una forma abovedada y le das un golpe de horno, muy poco, para que empiece a fundir el queso.
Añadir un poco de pimentón dulce por encima.