martes, 7 de marzo de 2017

ARROZ CALDOSO DE BACALAO SKREI








Un plato de arroz y de cuchara

INGREDIENTES:
arroz
bacalao skrei
huesos de rape
cebolla, zanahoria
ajo, chalota
aceite de oliva

PROCEDIMIENTO:
Hacemos un caldo con huesos de rape y alguna verdura.
En una paella pochamos un diente de ajo y una chalota partiendo de un aceite en frío.
Añadimos el arroz, y nacaramos.
Añadimos el caldo en la proporción de 4 veces el volumen de arroz, debe de quedar un arroz caldoso, en cualquier momento puedes añadir mas caldo.
Dejamos cocer primero a fuego fuerte e inmediatamente pasamos a fuego lento.
Unos 4-5 minutos antes de que el arroz esté en su punto, colocamos por encima los trozos de bacalao, a poder ser tapamos el recipiente, en estos minutos y con el calor residual el bacalao estará en su punto.

Ahora es el momento de poder degustarlo. Los noruegos lo llaman skrei, el nómada, aunque entre la alta restauración española se le conoce desde hace tiempo como el “bacalao pata negra”. Un bacalao joven y fogoso que llega a las pescaderías y a la carta de los mejores restaurantes a primeros de año para despedirse a las pocas semanas.
El skrei es un bacalao migratorio en fase de desove, lo cual confiere sabor a su carne y encanto a su leyenda. Su nombre proviene al parecer del vikingo skrida que, según las fuentes, significaría migrar o moverse.
Lo que cierto es que el skrei es un pez que vive en las frías aguas del mar de Barents, al norte del norte de Europa, donde se le conoce sencillamente como bacalao: el skrei, genuino y natural como su país, es un bacalao del Ártico al que los largos trayectos le hacen desarrollar una musculatura más poderosa que la de su pariente no migratorio, el bacalao costero. Ahora es el momento de poder degustarlo.