martes, 21 de septiembre de 2010

JARRETES DE TERNASCO DE ARAGÓN CON CARACOLES - VIDEO







INGREDIENTES:
jarretes de ternasco de Aragón
caracoles
setas o champiñones
ajo, cebolla, pimiento verde
arroz
aceite de oliva virgen del Bajo Aragón


PROCEDIMIENTO:
Hoy vengo sin el sifón de espumas, me he olvidado la goma gellan, y la lecitina de soja, no logro encontrar el algín, y no se donde he puesto el microplaine... pero tengo una sartén "mondonguera", por donde habrán pasado cientos de ranchos de matanza, y condumios variados, todos ellos suculentos, de los de mojar pan hasta no dejar ni gota, de los de rebañar con ansias y pegar "pretones" a la bota de vino sin cuento... pasen ustedes, acérquense a la hoguera, "pillen" por el mango la espumadera..., y no dejen de removerme el guiso...,mientras, que la bota de vino describa un círculo de 360 grados de mano en mano ..., y se lo vuelvo a recordar: no crean que el paraíso prometido es algo mejor que esto.

Guiso este, de la cocina tradicional aragonesa, con más o menos variantes, mucho mejor al aire libre, comido de pie, y rodeado por los aires de una viña, en su momento álgido otoñal, garnachas moradas como heridas de vida, madres cepas con madera de 100 años, gotas de néctar, que supuran de los racimos explotando en vida... y pronto, en breves días, los romperemos, para que emerja el mosto dulce cargado de azúcar y aromas, una vez más, se producirá el milagro de la fermentación, y volveremos a alzar al cielo los vasos de vino...
  • Sazonar con sal y pimienta los jarretes.
  • En un aceite de oliva del Bajo Aragón doramos los jarretes de ternasco, bien dorados.
  • Añadimos los ajos y cebollas para que vayan pochando, todo ello controlando el fuego.
  • Cuando los tengas dorados añades los pimientos cortados y me cubres de agua hasta superar en dos dedos el nivel del conjunto del condumio.
  • Dale "caña" que hierva a borbotones de vida.
  • El jarrete estará hecho cuando la carne se desprenda con facilidad del hueso.
  • Veinte minutos antes de que estén hechos añades las setas o champiñones y un par de puñados de arroz que nos hará mas contundente el rancho, no olvides unas hojas de hierbabuena.
  • También añadimos los caracoles, que estarán previamente "engañados" y cocidos.
  • Ahora, me lo dejas hervir poco a poco, sin prisas, mirándolo con cariño, y dándole fuertes "pretones en el culo a la bota de vino".
  • Comprueba como esta de sal, y te iba a decir que me lo dejaras reposar, pero se que no me vas a hacer caso... así que ¡¡¡a por la cuchara...!!!...

1 comentario:

luisa dijo...

Se ve muy rico y con caracoles?. Un saludito.